viernes, 15 de junio de 2012

FREE

LIBRE TE QUIERO

María Luisa Arnaiz Sánchez


La evidencia eterna, Manolo Fuster, 1993

Libre te quiero,
como arroyo que brinca
de peña en peña.
Pero no mía.

Grande te quiero,
como monte preñado
de primavera.
Pero no mía.

Buena te quiero,
como pan que no sabe
su masa buena.
Pero no mía.

Alta te quiero,
como chopo que al cielo
se despereza.
Pero no mía.

Blanca te quiero,
como flor de azahares
sobre la tierra.
Pero no mía.

Pero no mía
ni de Dios ni de nadie
ni tuya siquiera.

Agustín García Calvo


13 comentarios:

  1. Liberdade na sua essência...
    Lindo.
    Um grande bj

    ResponderEliminar
  2. Blanco te quiero,Pero no puro
    Blanco de pensamientos
    aunque entre las sabanas tantricamente ..

    Voraz sin ser tuyo


    Gracias por tus maravillosas palabras en RECOMENZAR.
    Es un placer tu blog

    ResponderEliminar
  3. Maravilloso
    Libre te quiero
    Maravilloso
    La gente no es asi

    ResponderEliminar
  4. El cuadro es una hermosura, un auténtico descubrimiento para mí.
    En cuanto al precioso poema de Agustín García Calvo, no he podido evitar leerlo mientras lo tarareaba conforme a la música estupenda que le puso Amancio Prada.
    Un abrazo, querida Marisa.

    ResponderEliminar
  5. Precioso y cargato de humanidad y respeto. Un placer descubrirlo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Desde luego una libertad inalcanzable.
    Besos, Gisa.

    ResponderEliminar
  7. Veo que te ha gustado el poema, Mucha, y eso me colma.
    Un cariñoso abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Yo no soy una persona libre pero comparto tu calificativo para el poema.
    Saludos, Roberto.

    ResponderEliminar
  9. Siempre me gustó la elección del paralelismo en que García Calvo vertió el poema, así como la aspiración imposible que canta.
    Muchos besos, Isabel.

    ResponderEliminar
  10. Yo creo que el poema nos conmueve porque habla de una utopía. A estas alturas de la vida qué grato es encontrarlas.
    Dos besos, Mariano.

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué maravillosa expresión de amor! Amarnos libres es una hermosa tarea que no es fácil llegar a completar. Un abrazo muy fuerte.

    ResponderEliminar
  12. Amarse libremente es un aprendizaje y sabes, Isabel, que no es así como nos han enseñado. ¡Qué pena!
    Un beso.

    ResponderEliminar